#PlazaGaribaldi Es un lugar para sentirse parte de la tradición mexicana. El punto es casi folclórico. También puedes llamarlo turístico. Pero el hecho es que Plaza Garibaldi es realmente divertida tradicionalmente debido a la presencia masiva de mariachis. El lugar está lleno de restaurantes típicos mexicanos y los huéspedes pueden elegir uno de ellos para degustar la cocina local. También puedes contratar a un grupo de mariachis para cantar solo para ti. La vida en esta ciudad puede ser extenuante en muchos sentidos. Pero todo cambia al entrar a la Plaza Garibaldi, especialmente en sus noches. Funciona como centro de reunión desde épocas virreina- les y fue conocida con los nombres de Plazuela Jardín, El Baratillo y Plaza de Santa Cecilia la patrona de los músicos hasta que en 1921 se le dio su nombre en honor al unificador de Italia, quien vino a México a pelear al lado de las fuerzas encabezadas por Francisco I. Madero. En este sitio se conjugan muchas energías, pero el medio por el que todas se propagan es la música. A ella le debe este lugar su vida, desde hace casi un siglo. También a la inversa: el género popular que más la caracteriza, el mariachi, solidificó su reputación al interior de su perímetro. Cuando esta música no era más que un fenómeno local jalisciense, el fundador del Tenampa, una cantina que por entonces apenas empezaba a atraer a algunos curiosos, decidió que en ese lugar los capitalinos encontrarían los encantos de la música local de su pueblo, Cocula, reputado como «la cuna del mariachi», aunque investigadores como el antropólogo Jesús Jáuregui han aclarado que los orígenes y la evolución de este fenómeno han sido más complejos. En esa generación de clientes del Tenampa se cuentan los primeros que conocieron el placer de llorar o envalentonarse bajo los efectos mezclados del tequila y las canciones vernáculas. Por aquellos años alrededor de la plaza había sobre todo viviendas y algún expendio de pulque.

公開中 1 to 9 of 9 写真.
100% 4 0
 96観覧   2022-11-24
コメントするには ログイン するか 登録 をしてください。